El Olivar en la encrucijada: ¿expropiación o reconstrucción?


Vecinos que no quieren la devaluación de sus propiedades, protestas, manifestaciones, ediles encontrados, resoluciones judiciales y a más de 50 días de la tragedia, los habitantes de uno de los barrios emblemáticos de Viña del Mar, aún no tienen certezas.

Por Claudio Ibacache M.

Martes 2 abril, Viña del Mar.- Son las cinco de la tarde del sábado 16 de marzo, y mientras en la plaza de la Constitución (Santiago) un centenar de personas se reunen para conmemorar los dos años de la asunción de Gabriel Boric a la presidencia de Chile, a exactos 121 kilómetros de ese punto, otro grupo de manifestantes protesta para hacer un llamado al mandatario.

A esa distancia, se encuentran las poblaciones El Olivar y Canal Beagle, las cuales fueron totalmente destruidas por el fuego que afectó a Viña del Mar, durante los primeros días de febrero pasado.

¿El motivo de la manifestación?, la presunción de expropiación de sus terrenos y la burocracia, a la hora de entregar una solución definitiva, que concluya con la entrega de viviendas de emergencias, ad portas del invierno, que se avecina.

Bloqueando el paso de una de las principales arterias automovilísticas que une la Ciudad Jardín con las comunas de Quilpué y Villa Alemana,  el troncal sur, los vecinos utilizaron pancartas, ollas, banderas, pitos y sus propias voces, para vociferar su total descontento, coronando con un lienzo desplegado que decía: “Si a la reconstrucción, no a la expropiación”.

¿Por qué expropiación?

Pero cabe preguntarse, ¿de dónde salió la posibilidad?, esto comenzó cuando el diputado del distrito 10 Johaness Kaiser, acusó al ministro vivienda, Carlos Montes (PS) de plantear esa inquietud, en la comisión de la misma materia de la cámara baja.

“Las familias del sector El Olivar de Viña del Mar van a ser expropiadas, en razón de que la normativa vigente no permite reconstruir las viviendas de la manera en que estaban construidas originalmente”, criticó en conversación con radio Biobío, el 15 de marzo de este año, agregando que: “consecuencia de esto ha sido automáticamente que se ha bajado el avalúo fiscal de esos terrenos de $20.000.000 a $700.000”.

Esta información tuvo que ser aclarada, inmediatamente, por el citado jefe de la cartera, quien en conferencia de prensa, “La expropiación es una figura que se usa mucho cuando un terreno tenía algunas propiedades que no se encontraban los títulos, que no se ponían de acuerdo. Finalmente, el Estado tiene una facultad para expropiar, justamente para construir y le paga el valor comercial que tienen las cosas”, aclaró. “Cuando yo hablé, dije: ‘aquí hay situaciones en que los sitios son muy pequeños y las familias quieren casas más grandes’. Hay varios caminos, uno de los cuales puede ser hasta la expropiación. Normalmente, las expropiaciones son concordadas con los propietarios“, finalizó.

Vecinos enojados

Esa cierta posibilidad, fue el motor que movilizó a las familias a manifestarse en contra de  estas medidas. En un despacho de Canal 13 en la manifestación, una vecina alegaba que: “viviendas que hasta hace poco tiempo atrás tenían un avalúo fiscal de 15, 20 y hasta más de cuarenta millones de pesos, ahora estén avaluadas en novecientos mil o seiscientos mil pesos”.

“Nosotros queremos solución concreta ahora ya, no sólo parches… Acá todos se pasan la pelota, no hay ninguna solución”, aseveró otra manifestante a 24H.

Por otra  parte, en conversación el medio El Clarín, Iris Mena  Presidenta de la Junta de Vecinos El Olivar Segunda Etapa, aseguró que el gran reclamo, es no tener certezas de un plan para la reconstrucción, y que una de las soluciones sea expropiar con el fin de crear un nuevo barrio.

“O sea que si a nosotros nos expropian ¿cuánto nos van a dar por una expropiación?, ¿dónde vamos a ir a comprar con eso? La gente adulta que ha perdido todo el esfuerzo de su vida ¿dónde va a ir a comprar, si no se alcanza a comprar un terreno ni allá en el fondo del zorzal, por allá? No se puede, ella está acostumbrada a vivir aquí, tiene su CESFAM, tienen su vida en Quilpué y Viña del Mar. Este espacio de El Olivar es muy codiciado y por eso no lo vamos a entregar, no lo vamos a entregar, no se puede entregar El Olivar, queremos seguir en nuestro Olivar”, aseveró.

Resolución judicial

Sin embargo, esto no quedó en protestas, puesto que una docena de vecinos del sector siniestrado, pusieron un recurso de protección en contra del municipio viñamarino, el cual fue amparado por la Corte de Apelaciones de Valparaíso el 27 de marzo.

Esta resolución legal, tiene como fin dejar sin efecto los trabajos de demolición que se están realizando en el sector, hasta que el municipio de solución precisa sobre los procesos de reubicación de las familias afectadas.

 En conversación con el diario El Mercurio de Valparaíso, uno de los abogados de los querellantes Sebastián Astuya, afirmó que lo que más preocupa a los habitantes del sector, es la incertidumbre que genera el no saber donde vivirán los habitantes del sector, mientras se realiza el proceso de reconstrucción, especialmente, quienes viven en departamentos. 

“Hay varios propietarios que están viviendo todavía en el edificio,  porqué se quemó el 3, pero el 1 y el 2 sigue la gente ahí, y les dijeron que iban a demoler todo el inmueble, pero nadie les dijo a donde se iban a ir, o si hay algún subsidio”.

Concejal Aguilera

Por otra parte, es menester preguntarse, cuáles han sido las reacciones de las autoridades comunales, a toda esta situación. Periódico de la Costa entrevistó a dos concejales de la comuna, para poder saber su opinión y ellos mismos, abordar diferentes soluciones y visiones.

 Sobre los reclamos de los habitantes del sector, debido al valor que el estado estaría realizando de su propiedad, el edil Alejandro Aguilera (Convergencia Social), asegura que esto se debe a muchos factores: “El avalúo fiscal es una ponderación que hace el estado, considerando lo que es el entorno, y esto se hace de oficio, para que las viviendas que se vieron afectadas, al menos los roles titulares, no tengan que desembolsar algunos gastos como servicios de aseo, contribuciones, y otros mecanismos de impuesto territorial”.

En esa misma línea, señala que “como efectivamente se ha informado, desde el Servicio de Impuestos Internos, ha habido un avaluó histórico del sector, y los vecinos pueden hacer el trámite para retazar el terreno. No existe una correlación entre la expropiación y el valor fiscal de una vivienda, esto tiene solo fines tributarios”, aseveró.

Por otro lado, y refiriéndose de manera concreta al plan de reconstrucción, asegura que “para las familias que posean más de un bien raíz, en la zona afectada, tienen derecho a la restitución de una de ellas, pero el estado va a respetar, los derechos de propiedad de las otras viviendas”, afirmó.

Sobre el porqué se va a tener que expropiar, Aguilera afirma que se debe a que, “muchas viviendas de El Olivar eran de 36 metros cuadrados, por lo que no cumple con los estándares que tenemos ahora, por lo tanto ha decantado, por el bien común, por la idea de levantar un barrio, realizar algunas expropiaciones (…) El proceso de expropiación no es algo que se haga de oficio, primero tiene que haber un plan, que signifique una mejora del bien común y nuestro constitución protege, de manera muy profunda, lo que es el derecho a propiedad”, concluyó.

Concejal Martínez

Diferente visión tiene el concejal por la misma comuna, Jorge Martínez (UDI), quien es bastante crítico de las expropiaciones, y también del rol que ha tenido el gobierno, en el marco de  levantar Viña del Mar.

“Es impresentable que el gobierno, pasado 50 días de la catástrofe, hayan presentado un plan de reconstrucción  recién hace un par de días, y cuando lo conocimos, presentan un plan ejecutivo de un par de hojas, que están bastante incompletos, poco serio y con metas poco ambiciosas, y que pretende reconstruir zonas en 5 años, cuando estas podrían ser levantadas en poco tiempo”.

Sobre el tema específico del sector de El Olivar y Canal Beagle, asegura que “no ha existido información clara por parte del gobierno, de que van a hacer con esos terrenos y no me parece que hayan expropiaciones”, asegura el concejal, agregando que a él le gustaría que la gestión del gobierno incluyera, “barrios transitorios, y que las personas se pudieran ir, mientras la reconstrucción siga avanzando, y hasta el momento, solo se ha aprobado uno, cuando en anteriores ocasiones, a estas alturas, eso ya estaba completamente listo”, aseveró.

Martínez insistió en que para él, la medida propuesta no es el mejor plan para los vecinos y apunta a que quiere un mayor detalle del plan del gobierno, y que de esa forma, se pueda realizar una mejor gestión.





Visited 640 times, 1 visit(s) today

Nunca te pierdas una noticia importante. Suscríbete a nuestro Newsletter

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *